Raulismo

25 abril 2008 at 11:13 am 5 comentarios

 

Algo se mueve en Cuba. La dictadura de Raúl Castro ha concedido a los cubanos la autorización para comprarse teléfonos móviles, sólo una línea por persona y en la modalidad de prepago, pero eso ha desatado en la bonita isla caribeña una fiebre por los celulares.

En tres meses se han levantado prohibiciones como no poder alojarse en los mismos hoteles que los turistas o comprar aparatos eléctricos, a pesar de que una noche en el Meliá supone el sueldo de meses y que hablar cuarenta minutos se come la mitad del salario de un cubano. Son caprichos capitalistas con los que disfrazar burdamente un régimen totalitario en el que no se atisba una verdadera transición hacia la democracia ni un mínimo aperturismo.

En Cuba la libertad es una quimera y, hoy por hoy, centenares de disidentes del castrismo duermen en las cárceles, incomunicados y privados de los derechos humanos más elementales, por el mero hecho de pensar diferente. Las Damas de Blanco, mujeres y madres de estos olvidados, siguen manifestándose en La Habana por la insostenible situación de sus familiares, sorteando las porras policiales y la incomprensión, mientras los conformistas aplauden con las orejas por poder entrar en un hotel o por la posibilidad de mandar un sms con el móvil. Valiente mierda.

Anuncios

Entry filed under: General.

Día del Libro Código de Mal Gobierno

5 comentarios Add your own

  • 1. Andrés  |  25 abril 2008 en 11:36 am

    No se puede robar eternamente la libertad de una nación. El tiempo, la tiranía en sí y las ansias de Libertad son superiores a todo poder despótico y más fuertes que las balas.

    Un abrazo.

  • 2. Andrés  |  25 abril 2008 en 11:36 am

    P.D.: Ahora que me fijo, Almau y tú teneis algo de parecido, por aquello del peinado.

  • 3. Domingo  |  25 abril 2008 en 11:39 am

    Más que “peinado” yo diría “despeinado”. xDDDDD

  • 4. Fernando Solera  |  25 abril 2008 en 6:22 pm

    Ojalá acabe llegando la democracia a Cuba, aunque soy francamente escéptico, Domingo, qué quieres que te diga.

  • 5. Andrés  |  25 abril 2008 en 6:25 pm

    Por cierto; tienes un premio en mi blojjjjj…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


EL HOMBRE QUE MIRA

Contemplo el espectáculo de la vida con estupor. Soy un rostro entre la multitud, uno de tantos. Me gusta reflexionar sobre política y actualidad, aunque sea desde la altura de mi orinal y con más voluntad que sabiduría. Pese a todo, no me resigno y opino. ¿Y tú? Espero que también.

Calendario

Contra las 65 horas

Archivo de artículos

De dónde me visitan

En línea

hit counters
El hombre que mira quiere ser un blog de conocimiento mutuo de realidades cotidianas que aporten algo al cerebro y al alma de cada persona. Siempre se velará porque sus contenidos sean los más periodísticos posibles, pero como va a dar cabida a gente que no es periodista, también se van a admitir comentar experiencias personales...

true information

Participantes de el hombre que mira

Top Clicks

  • Ninguna

Flickr Photos

Blog Stats

  • 112,584 hits

información y opinión

General información

Feeds

Categorías

Entradas recientes


A %d blogueros les gusta esto: